TRAS LA VERDAD; NO HAY PLAZO QUE NO SE LLEGUE: QROBÚS ENTRÓ EN FUNCIONES

Por fin entró en funcionamiento la primera etapa de la modernización del transporte público capitalino. Ayer domingo se hicieron las pruebas de uso y disfrute de las dos primeras nuevas rutas que transitan por dos de las más importantes y modernas avenidas de la zona conurbada -Querétaro, El Marqués y Corregidora-, a saber Avenida Constituyentes o “Eje Constituyentes 1917” y Avenida de la Luz. El nuevo sistema trae consigo no solo la modernización de nuevos autobuses; también se acompaña del programa de mejoramiento de la movilidad en esas zonas en las que se desenvuelven miles de queretanos a todas horas. Se die darán servicio a casi medio millón de personas diariamente.

En la zona norte de la ciudad moverán 149 mil usuarios y en la zona centro 350 mil, en suma 499 mil usuarios. De la modernización del transporte colectivo público, lo último que dio a conocer la autoridad y que ha sorprendido a “tirios y troyanos”, fue la modificación en el transitar de vehículos en varias partes del cuerpo del “Eje Constituyentes”, que corresponde a la Avenida Constituyentes, referente a cambios en la circulación a la que estaban acostumbrados los queretanos desde siempre.

Con el paso del tiempo los automovilistas y personal del autotransporte público hicieron de esa avenida nudos por el abuso en las zonas de retorno o para dar vuelta en escuadra. En lo sucesivo, parte de la movilidad vial será igual que en ciudades como León o CDMX, en las que, para dar vuelta a la izquierda o retornar por la misma venida, primero se toma a la derecha se sale de la vialidad principal para después en una calle secundaria hacer el cruce, con ello se evitan los nudos o cuellos de botella; muchos usuarios de las avenidas arbitrariamente invadían dos y hasta tres carriles para dar vuelta o retornar. Eso ya no se puede hacer en la mayoría de los cruces, que no en todos. Seguramente en lo sucesivo se verán congestionamientos en las nuevas rutas para conseguir dar vuelta o retornar, eso será en las colonias que sufrirán las consecuencias del cambio, como la Colonia Cimatario o Quintas del Marqués, por citar solo dos ejemplos; pero no habrá congestionamiento sobre El Eje Constitución.

Sin ligar a dudas que la regla fundamental para que funcione el nuevo programa de movilidad en esas avenidas, será la participación respetuosa y responsable de todos los involucrados; la ciudadanía en general, todos los usuarios de esas vías de comunicación que utilicen cualquier medio de movilidad, sea bicicleta, motocicleta, automóvil y el viandante cuando cruce las avenidas. Todos en su momento y en orden pueden avanzar mejor, en orden y con mayor seguridad, haciendo menos tiempo en los recorridos del transporte público y demás usuarios de las avenidas, coadyuvando en la seguridad vial, objetivo de la modernización. Por supuesto se espera sea menos la contaminación que se genere con esos 222 nuevos autobuses que usan gas y no diesel o gasolina. Los 139 semáforos “integrales” o “inteligentes”, supone harán mucho más eficiente el transitar por las modernas avenidas.

Por supuesto que los “semáforos inteligentes” son un factor fundamental para establecer ese orden. Veremos si desde donde monitorean y manipulan los semáforos, son capaces de vencer el reto de darle fluidez y seguridad al tránsito –autos y humanos- que por miles circulan diariamente, para que ese medio millón de usuarios quede satisfecho con la modernización. Sería ideal se incorporaran más usuarios al verificar la eficiencia y seguridad en el servicio, muchos dejarían sus automóviles en casa. Pero ello sucederá dependiendo del servicio. La ciudadanía está a la expectativa. Los primeros días serán la prueba de rigor, dicen las autoridades que noviembre será el mes de la prueba para, en su caso, hacer los ajustes necesarios. También veremos si las nuevas autoridades: agentes operativos, son capaces de hacer frente al reto de fortalecer el orden y fluidez de la movilidad.

Y, le recuerdo que ya entró en vigor la nueva Ley de Tránsito del Estado, que obliga, entre otras cosas, si es propietario de vehículo automotor, a contratar seguro contra daños. Si ya lo tiene, nada de qué preocuparse; si no lo ha contratado, en enero iniciará la vigencia y si la los agentes operativos o derivado de algún accidente se detecta que carece de seguro su automóvil, se hará acreedor a multa. Aunque, seguramente cuando usted vaya a hacer el pago de refrendo, seguramente la autoridad le pedirá que acredite la contratación del seguro contra daños a terceros. Procure contratar un buen seguro para su unidad automotriz, ya que en ese ámbito hay compañías expertas en fraudes que solo les interesa cobrar la prima del seguro y en caso de accidente buscan la manera de no hacer efectivo el seguro con cualquier pretexto. Después de más de un año, mi vehículo fue dañado y la empresa aseguradora evade el cumplimiento por la sencilla razón de no existen en el mercado las piezas dañadas, entretanto su vehículo queda sin funcionar. Sería conveniente que la autoridad orientara al consumidor y ella podría ser la Profeco.

 

Deja un comentario

Show Buttons
Hide Buttons