Peñafiel registra altos niveles de arsénicos

Cada vez las personas buscan obtener lo mejor para su salud lo que ha registrado un alto índice de consumo de aguas embotelladas.

Por ello especialistas de Consumer Reports (CR) de Estados Unidos realizaron un estudio en el que señala que el agua que encuentras en los estantes contiene más arsénico potencialmente dañino que la del grifo que fluye en nuestras casas.

Explicaron que el arsénico es un oligoelemento presente en las rocas y los sedimentos, y puede contaminar el agua subterránea de manera natural por fuentes geológicas o por actividades humanas, como la extracción y la escorrentía de fuentes agrícolas e industriales.

Durante el procedimiento de investigación 130 marcas fueron analizadas, seis dieron resultados por encima de 3 partes por billón de arsénico, el límite recomendado para el agua de ingesta humana.

Las marcas son: Starkey (propiedad de Whole Foods), Peñafiel (propiedad de Keurig Dr Pepper), CrystalGeyser Alpine Spring Water, Volvic (propiedad de Danone) y dos marcas regionales, Crystal Creamery y EartH₂O.

Como parte de la investigación, CR también pudo comprar dos marcas de agua importada, Jermuk de Armenia y Peñafiel de México, que están en una alerta de importación emitida por el gobierno federal de los Estados Unidos por tener niveles de arsénico por encima.  del límite federal de 10 ppb.

Por su parte Keurig Dr Pepper informó este lunes fue suspendida la producción de agua embotellada durante dos semanas en su planta de México, que exporta a Estados Unidos, con el firme objeto de mejorar la filtración en la planta para reducir los niveles de arsénico.

Deja un comentario

Show Buttons
Hide Buttons